Nuestro Blog

Nuestro equipo de especialistas quiso compartir algunos artículos sobre tecnologías, servicios, tendencias y novedades de nuestra industria en la era de la transformación digital.

En proyectos grandes, la colaboración y el trabajo en equipo suelen ser cruciales para que el progreso sea iterativo y pueda existir un progreso incremental con el paso del tiempo. La realidad es que mientras más complejo es el proyecto, más difícil es llegar al objetivo final: conectar con el usuario final.

En los proyectos de desarrollo de software, por ejemplo, en las que el equipo debe realizar complejos procesos de Testing & QA para garantizar que el producto final cumple con las expectativas del cliente, es vital contar con un mecanismo sencillo que permita hacer un seguimiento de que todo el desarrollo está orientando sus recursos a resolver sus necesidades.

Y es aquí cuando técnicas como el User Story Mapping se convierten en una vía confiable para crear proyectos participativos en los que sea posible combinar la visión de los usuarios y los desarrolladores de una forma equilibrada y funcional, creando prototipos representativos que ayuden a vislumbrar el resultado final y fomentando el trabajo en equipo.

¿Qué es el User Story Mapping?
El User Story Mapping (o User Story Map) es una técnica que facilita la delimitación de los requisitos de un servicio o producto a partir de la colaboración del usuario y los desarrolladores, de modo que se pueda determinar las funciones imprescindibles –la cual se denomina Producto Mínimo Viable o MVP bajo sus siglas en inglés– del mismo.

En proyectos de gran escala, el User Story Map se puede desglosar en dos dimensiones el proyecto: dimensión horizontal –también conocidos como Customer Journey– y dimensión vertical, las cuales permitirán que se identifiquen los actores involucrados en el proyecto de forma directa (los usuarios) e indirecta (los desarrolladores).

¿Para qué nos sirve?
Inicialmente puede resultar complicado de implementar y mucho más difícil de identificar, en especial cuando se está llevando a cabo muchos pasos en la elaboración de un proyecto. En líneas generales, nos sirve para desarrollar cada uno de los puntos del proyecto que guardan algún tipo de interacción directa o indirecta con los usuarios. Durante el proceso de desarrollo se busca identificar cada una de las variables que entrarán en contacto con el usuario, como actividades, tiempos de espera, necesidades mínimas, información, interacción con el contenido visible, inicio de sesión, entre otros.

También sirve para crear un arquetipo de usuario que facilite la identificación de pasos que el usuario realizará cuando este esté usando el producto o servicio final, así como diseños visuales de cada fase del proyecto para tener una visión de lo que el usuario experimentará en cada etapa.

¿Cómo implementarlo en el proceso de desarrollo?
Esta puede realizarse de dos formas: realizando un arquetipo de modelo de usuarios (conocido también como Customer Journey) o determinando las características que tendrá el producto como mínimo –también llamados como dimensión horizontal y dimensión vertical, respectivamente.

Diseñando un arquetipo de modelo de usuarios (Customer Journey)
Se realiza una ficha con todas las características de un usuario, de modo que se pueda identificar como si fuese una personal real (en proyectos grandes lo ideal es tener varias fichas, las cuales representarán a diferentes usuarios que facilitarán las pruebas).

De esta forma se logra identificar los parámetros por la cual se puede desarrollar el proyecto, teniendo a cada uno de los usuarios como participantes. Esta fase se puede aplicar tantas veces sea necesario, con el fin de identificar todos los arquetipos de usuarios existentes.

Determinando las características mínimas del producto
La segunda forma no es muy diferente a la primera, pero en esta el enfoque está en el usuario y tipo de Customer Journey. Desde este punto es posible determinar cuáles son los pasos que afectarán el proyecto o hasta aquellos eventos que puedan ser importantes en la resolución final del proyecto.

En Huenei IT Services, por ejemplo, brindamos servicio de diseño de UX/UI multiplataforma, de modo que si el proyecto cambia en la fase final y el cliente requiere de una aplicación móvil a la medida, podamos brindar desarrollo móvil sin problema.

Beneficios
Más allá de la optimización de recursos al orientar todo el esfuerzo en resolver las necesidades reales de los usuarios y las funcionalidades clave del desarrollo, encontramos que:

  • Facilita la elaboración de un producto desde cero, de modo que sea mucho más sencillo corregir errores y evolucionar sus procesos en el futuro.
  • Es posible detallar subprocesos del proceso principal que difícilmente fueron detallados al inicio. Estos son vitales para crear soluciones a la medida, mejorar la toma de decisión a futuro, saber a qué se le debe dar prioridad, entre otras cosas.
  • Facilita la identificación de una o más versiones del producto que se desea entregar al usuario antes de su entrega, de modo que delimiten las características y funciones que tendrá.
  • Ayuda a priorizar las actividades que se deben realizar en su momento para evitar retrasos.
  • Analiza cada una de las actividades realizadas por el usuario para crear una estructura sistémica completamente nivelada.
  • Ayudar a controlar las User Stories en diferentes entornos, de modo que cada persona del equipo pueda llevar un seguimiento de cada uno de los movimientos realizados en tiempo real.
  • Controla los retrasos o fallos de todo tipo de una forma general y estructurada, de modo que sea mucho más sencillo prever eventos futuros que puedan perjudicar la experiencia del usuario, como es el caso de fallos en el sistema que se pueden identificar realizando un Testing.

Recomendaciones

  • Implementar post-its o cualquier otra herramienta similar (como carteleras, por ejemplo) para que el proceso de redacción de ideas sea mucho más sencillo y dinámico.
  • Realizar reuniones constantes para hacer una lluvia de ideas colaborativa en la que se pueda discutir temas y proponer ideas creativas.
  • Mantener un registro de toda la información hablada durante las reuniones luego de que estás finalicen. De esta forma se puede llevar un control digitalmente de los tópicos hablados para rehusarlos en el futuro.

Conclusión
El desarrollo de proyectos enfocados en el progreso iterativo suele suponer un reto para cualquiera, en especial cuando no se tiene claro los objetivos principales del proyecto y su finalidad. El trabajo en equipo es, sin duda alguna, la base de todo, y por ello la implementación de la técnica de User Story Map resulta tan conveniente y sencilla de ejecutar.

En Huenei IT Services sabemos que sin importar cuán lejos se quiera llegar en un proyecto, en ocasiones elegir una técnica sencilla es la mejor vía para lograr los objetivos planteados. Proyectos de Desarrollo de Software, Desarrollo Móvil, QA (Quality Assurance) e incluso la aplicación de outsourcing o tercerización en proyectos de TI podría requerir de una técnica flexible y dinámica como la User Story Map. Es un método bastante intuitivo, en la que importa la colaboración y se fomenta la participación individual de cada participando del equipo de desarrollo para dar con ideas que puedan acercar el proyecto a su resolución final.

Sin dudan alguna, el impacto que genera el story mapping en la dinámica de trabajo de un equipo es positivo, y más allá de facilitar el entendimiento entre los desarrolladores y los usuarios, está el hecho de fomentar la comunicación dentro y fuera del equipo, un factor que puede hacer la diferencia en cualquier proyecto.